21 febrero 2007

Lo Realmente Importante para la Motivación

Tags: ,

En mi anterior anotación comentaba que "Técnicas de Motivación" o "Vídeos de Motivación" es la búsqueda estrella de los que llegan a este blog. Aunque como es evidente, yo disfruto con los vídeos de motivación ingeniosos como el que más, me gustaría que quede clara mi postura: creo que la motivación no es un truco de circo. No hay unas palabras mágicas, ni un video impactante, ni un cuadro con águilas majestuosas que hagan de golpe que las personas que trabajan contigo rindan más. Si alguien ha llegado esperando algo encontrar algo así, está muy, pero que muy perdido.

Creo que la motivación tiene que ver con quiénes son las personas involucradas, con cómo es la empresa y cuál es el proyecto. Creo que lo mejor es exponerlo mediante un ejemplo:

Tomemos a William Wallace, el protagonista de la película Braveheart. En una de las escenas más memorables de la película, William arenga a los escoceses antes enfrentarse en Stirling a un ejercito inglés mucho más numeroso y mejor equipado. A lomos de su caballo y con pintura azul en el rostro, Wallace lanza este discurso:

"Hijos de Escocia, ¡soy William Wallace!
- ¡William mide mas de dos metros!
- Si, eso dicen, y mata hombres a cientos, y si estuviera aquí, acabaría con los ingleses echando fuego por los ojos, y también rayos por el culo.
YO SOY WILLIAM WALLACE, y estoy viendo a todo un ejercito de paisanos míos, aquí, desafiando a la tiranía. Habéis venido a luchar como hombres libres, y hombres libres sois, ¿que haríais sin libertad? ¿luchareis?
- ¡no!,...¡contra eso!, no, huiremos, y viviremos
- Luchad y puede que muráis, huid y viviréis, un tiempo al menos, y al morir en vuestro lecho, dentro de muchos años, no estaréis dispuestos a cambiar todos los días desde hoy hasta entonces, por una oportunidad, ¡SOLO UNA OPORTUNIDAD! de volver aquí a decir a nuestros enemigos, que PUEDE QUE NOS QUITEN LA VIDA, PERO JAMÁS NOS QUITARÁN, LA LIBERTAD!"
¿Qué es lo importante del discurso y lo que hace que la gente le siga al combate? ¿Que va pintado de azul? ¿Que va a caballo? No. Lo que motiva a luchar es quién es William Wallace ("mide más de dos metros y mata hombres a cientos"), qué están haciendo ("habéis venido a luchar como hombres libres"), y por qué lo están haciendo ("desafiando a la tiranía por la libertad").

Lo crucial no es lo que dice a la tropa, ni el powerpoint, ni el vídeo humorístico que lleves. Lo importante es quién eres tú, quienes son los que están contigo, qué es lo que hacéis y por qué lo hacéis. Si alguna de esas piezas es falsa o inconsistente con las demás, ningún vídeo servirá de nada. Y lo que tendrás es esta pinta:
Quizá reflexionar primero sobre estas cosas antes de salir a la palestra con un vídeo gracioso y una moto que vender evitaría a muchos oír como a la gente se le escapa la risa tonta.

Braveheart en IMDB y en FilmAffinity

4 comentarios:

porfineslunes dijo...

Es que ser líder Y saber motivar Y tener algo que decir Y tener a cargo a gente inteligente y capaz son demasiadas cosas a la vez, jeje, tú es que pides demasiado ;) Y además esoto exige demasiada energía, por lo que se entiende que la gente desembarque en las reuniones con vídeos chorras: los pobres no dan para más.

Cesar Viteri dijo...

Pues sí, pero hay días en que me da por soñar :o) Un placer verte por aquí.

Carius dijo...

Si es verdad en algunas cosas que comentas, y lo que si creo tambien es que la motivacion a diferencia de lo que dices si es representado tambien por palabras o imagenes, porque en que se inspiro Wallace, para tomarlo por ejemplo?
Es verdad que se requiere motivar cuando eres lider, pero si no eres lider que te motiva hacer algo? o que te lleva alcanzar una nueva meta? o que te motiva a ser lider de algo?
tache para lo demas que dices
Saludos

Cesar Viteri dijo...

Carius,
yo también creo que hay imágenes o palabras inspiradoras, en este blogs hay ejemplos "serios" que me han gustado... lo que pienso es que no son las mismas para todos y no funcionan si no son coherentes con el contexto y el mensaje. Es más, pueden provocar efectos contrarios a los buscados.

Respecto a las motivaciones, todos tenemos, independientemente de que seamos líderes o no. Pueden ser tan elementales como ganar suficiente para mantener a nuestras familias o tan elevadas y ambiciosas como cambiar el mundo. Cada uno tenemos una mezcla especial de motivos, y lo que pienso es que en una empresa debe haber gente que comparta en un alto grado esos motivos para que logren tener éxito.